Características de una Buena Fotografía

En alguna ocasión hemos escuchado decir que cultivar de esta manera es lo mejor, que si usas semillas feminizadas de marihuana tu cosecha ser un éxito, pero en realidad todo ello se trata de la constancia, entrega y perseverancia que le pongas a dicha actividad, lo mismo sucede con la fotografía. Tu trabajo no será nunca el mejor si no le dedicas tiempo, entrega y conocimiento.

Para algunos suele ser una opción aprender fotografía por medio de la lectura de libros y con ello profundizar en el arte fotográfico más allá de la mera lectura acerca de la fotografía. Ciertamente la lectura especializada siempre nos resulta enriquecedora debido a que nos ayuda a comprender el verdadero fondo de la fotografía y con ello llevarla a otro nivel, es decir, a uno más artístico, que rompa ese típico ejercicio donde se coloca a un sujeto bajo la regla de los tercios.

En todo caso, y tras el deseo de ser fotógrafos, debemos ir más allá, analizar las imágenes, buscar en ellas explicaciones y entenderlas preferiblemente en su totalidad y de esta manera llegar verdaderamente a apreciarlas.

¿Como saber si se trata de una buena imagen?

1.- Cuenta con una composición Inteligente: es la que se realiza con la idea de transmitir lo que en realidad deseamos transmitir: No se trata de que erremos el enfoque por ignoramos lo que hacemos, sino que desenfocamos con la idea crear determinado efecto.

2.- Debe conllevar a una reacción: es decir, que debe llamar la atención, tanto la propia como la de otros, como ese algo que atrae la mirada.

3.- Brindar más de una capa de experiencia: en una fotografía de alta calidad debemos encontrar diversos planos expresivos, en ella debemos poder leer, contextualizar, contar diversas experiencias, traspapelar detalles, ya que la idea primordial no es hacer obvias las imágenes. La idea general no consiste en llegar a la obsesión sino generar diversos planos de experiencia.

4. Cuenta con su contexto en la fotografía: para ello se debe estar consciente de lo que te rodea: personajes, contexto, objeto. Además ello también se puede encontrar sujeto por los referentes del artista y del público de la imagen, todo con la idea de dotar de sentido a una buena fotografía. De esta manera, lo aconsejable es rodearte de un buen escenario, para que tus imágenes puedan ser juzgadas y apreciadas.

5. Contiene una idea: debemos tener en cuenta que una buena idea puede contener diversas formas: se puede tratar de un concepto, o puede tratarse de una forma concreta de ver la realidad. O quizás una manera concreta de mostrarlas a través de la composición fotográfica o por medio de la elección de los valores de exposición determinados para realizarlo de la manera en la que al artista más le interese. Lo imprescindible siempre será que la fotografía transmita algo.

6. Evitar la imitación: siendo un arte la fotografía, posee sus características bastantes concretas que la hacen ser única de la misma manera en que se muestran otras artes. Una buena fotografía explora y explota el medio, para destacar la imagen.